0

Carlos Cachón

Telegrama, no tuit

Al diputado le molestó que como castigo le despojaran de sus atribuciones y de su rango. No es que sintiese que con eso se menoscababa su importancia. Es que su sueldo, de repente, se vio reducido.

Carlos Cachón

0

Carlos Cachón

Telegrama, no tuit

Cuando un autor se enoja ante una censura, su reacción suele evidenciar -algo que no debería conceder tan alegremente- su fe en el crítico. Si pensase que su juicio es erróneo, ¿por qué iba a sentirse afectado?

Carlos Cachón

0

Carlos Cachón

Telegrama, no tuit

Nadie como aquellos que carecen de firmes convicciones para desdecirse de sus opiniones. Si alguien con personalidad nos ninguneó cuando éramos desconocidos, no variará su posición si nuestra suerte cambia. Sin embargo, reconocemos el éxito cuando los pusilánimes se arrancan a ensalzarnos con la misma decisión con que antes nos denigraban. Basta con que los demás empiecen a elogiarnos.

Carlos Cachón

0

Carlos Cachón

Telegrama, no tuit

Luego está esa otra extraña categoría. La de aquellos que cuando las cosas nos van mal nos ofrecen su ayuda absolutamente sincera pero cuando nos van bien simplemente se olvidan de nosotros.

Carlos Cachón

0

Carlos Cachón

Telegrama, no tuit

Hay que agradecer a los grandes arquitectos que difundan –que nos hagan saber que ellos han sido sus autores- las obras que realizan. De otro modo nos pasarían desapercibidos espléndidos edificios suyos, que cuando los vemos por primera vez, sin saber quién los ha firmado, nos hacen arrugar la nariz con desagrado.

Carlos Cachón